viernes, 9 de septiembre de 2016

Majahuas Parte 1


Llegamos a la última tienditas del municipio de Tomatlán como a las 6:30. Nos dijeron que en la playa no habría nada de nada, y que teníamos que comprar todo lo que pensáramos consumir en esa tiendita ya que la agencia solo proporcionaría las comidas. Obviamente, todo mundo terminó comprando un chingo de cervezas y papitas. Demasiadas para mi gusto.

Llegamos al estero y de ahí tomaríamos unas lanchas hacía el área de acampar. Era un lugar muy curioso, primero estaba el estero con agua dulce y algunos cocodrilos, luego unos 500 metros de arena, y luego el mar abierto y salado, con las olas más fuertes que he visto en mi vida.













Acomodamos nuestras casas de acampar, dimos una pequeña vuelta por las instalaciones sanitarias (4 retretes y un cuarto con dos regaderas), el comedor (una palapa con cocina y unas mesas largas) y la playa. La arena se extendía 9 kilómetros, lo cual era bastante ancho, pero nosotros ocupábamos apenas unos 700 metros.


Nos repartimos actividades entre 4 equipos y a mi me tocó los baños para el 2do día. Ni modo. Sirvieron el desayuno como a las 12, y de ahí nos fuimos a la playa a descansar. Después escuchamos una plática por parte del biólogo sobre las tortugas. Luego descansar, tomar, dormir, comer papitas, dormir, ir al mar un rato... Hasta la hora de la comida como a las 17:00. Y luego, pues, volver a dormir otro rato. No había electricidad ni red celular, así que nuestras posibilidades de actividades se reducían bastante.


Como a las 18:30 liberamos a las primeras tortuguitas. Estas ya habían nacido un día antes, y las tenían guardadas en una tina tapada. Yo elegí una que se veía bastante energética y la apodé "Fer Jr". Y así, al atardecer, vi a Fer Jr arremeter rápidamente contra el mar, emprendiendo una vida complicadísima en la que llevará todas las de perder, ya que la misma naturaleza ha puesto un montón de cosas en su contra para que en el futuro pueda volver a la misma playa a poner más huevos y así continuar el ciclo de la vida. Fuerza Fer Jr, nunca te rindas, confía en tus instintos y tus emociones contienen poder verdadero.

De ahí, pues, volvimos a dormir, y jugar 3DS, y dormir... Hasta las 23:30 que por fin salimos a patrullar y buscar nidos. Salimos con linternas y bolsas de plástico, caminando entre el mar y la vegetación para buscar rastros recientes. Nosotros encontramos varios nidos, pero siempre extraíamos los huevos y dejábamos que otros volvieron al campamento con ellos para nosotros ir a buscar más. Extraje 117 huevos de un solo nido, pequeñas esferas frágiles y grasosas.


También vimos una tortuga adulta buscando un buen lugar para cavar su nido y poner huevos, pero no pude tomarle foto porque debíamos apagar todas las luces para no alterarla. Pero si fue un poco impactante ver a un animal salvaje ahí nada más en su hábitat natural, haciendo cosas de animales salvajes. He visto tortugas más grandes en zoológicos, pero no es lo mismo.

Para las 2 de la mañana ya estábamos de vuelta en las casas de campaña. Jugué 3DS un ratito y me quedé dormido.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Deja algo lindo, especial, original y coherente =)