viernes, 18 de marzo de 2016

¿Burrito bañado o ahogado?

Hoy fui a comprar burros a los Panduro porque el refri de mi mamá estaba casi vacío. Compramos de huevo con verdura y de frijoles con queso because cuaresma.

Todo bien, tortilla de harina de alta calidad, guisado bien reportado, temperaturas correctas. Abrí la bolsa de la salsita, le eché un poquito y... no me supo. Le eché más, seguía sin tener mucho sabor. A la fregada, cerré mi burrito, y le eché toda la bosa encima, quedando una especie de burro completamente pintado de rojo oscuro.

Me lo comí como si nada. Mi threshold de enchiladez sigue subiendo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Deja algo lindo, especial, original y coherente =)