viernes, 13 de septiembre de 2013

Cuidado Infernape

La línea de Froakie va que vuela para convertirse en mi nuevo starter favorito de los forevers



¡Cuánta elegancia!

martes, 3 de septiembre de 2013

Terminé Donkey Kong Country Returns 3D


El buen Donkey Konga. Lo más bonito de Donkey Kong Country Returns 3D, además del nombre larguísimo, es que es un videojuego que se sienta súper puro y duro. De hecho es tan duro que madreó un poquito el Circle Pad de mi 3DS.

Cuando digo puro lo digo porque usa mecánicas básicas y efectivas: Saltar, correr, a veces colgarte de algo. Eso si, todo con un ritmo y timing hermoso. Podrás estar un poco en contra del arte, del 2.5D, o incluso de que es un poco incómodo jugarlo en 3DS (aunque prefiero los botones a los movimientos que tienes que hacer en el Wii), pero de que es un juego que te exige moderadamente, lo es. De hecho es bonita la flexibilidad que ofrece: puedes jugar sencillo, equivocándote, incluso puerqueando con corazones extra, pero si quieres saborear el juego al máximo, tienes que jugarlo de la manera elegante y precisa que se merece.

Ver a alguien jugando DKCR3D de manera elegante y fina, es casi tan delicioso como ver a alguien que juega bien los Mega Man pre Mega Man X. Se nota que entienden las reglas que el juego les propone, las maneras, el lenguaje, lo que los programadores quisieron expresarte. Cuando tu tomas parte de eso, esta especie de juegos son súper disfrutables, pues alcanzas a apreciar tanto el ingenio de los diseñadores como lo que estás logrando en la pantalla. E insisto, todo eso con puro saltar, correr y colgarte de algunas lianas.

La música tiene piezas lindas, aunque me dí cuenta que las que más me gustaban eran las basadas en los DKC de SNES. Las demás no se me pegaron tanto. Aunque incluyeron al rinoceronte, extrañé a los otros animales, y en general, la dirección de arte sigue sin gustarme mucho, con los tikis esos. Una cosa que si me gustó bastante fue el nivel de dificultad, y la suave pero justa curva que sigue.

Las partes que más me gustaban eran las de los carritos mineros, que ya son clásicas, pero en este juego hay unos que realmente te hacen decir "wow Retro Studios, wow!", y también las de los niveles donde Donkey Kong y Diddy Kong se miran solamente como sombras. Esos niveles tienen una ambientación buenísima, te hacen sentir que realmente vas dando un paseo por la selva, durante el ocaso.


Los últimos niveles, los extra que incluyeron para esta versión, se sienten un poco como reciclaje, excepto el último de todos, casi me dan ganas de que hagan un juego exclusivamente con ese estilo de diseño raro y wacky, cancioncita chistosa incluida.

Después de desbloquear el mirror mode ya no jugué más, y la verdad dudo que lo haga en un buen rato. Me faltaron muchas piezas, y todos los challenges de time attack, pero los dejaré para el futuro. Tuve suficiente Donkey Kong como para convencerme de que quiero el Tropical Freeze para Wii U. So yeah, Retro Studios, soy fan.

lunes, 2 de septiembre de 2013

Una foto al mes: Agosto 2013


Una foto que apenas entró en agosto, pero que es muy importante. Es la mayor representación de que, de alguna, al final si aplico la de "aprender a aprender".